viernes, 26 de febrero de 2010

Poemania Nº 35 - Laura Malatesta

POEMANÍA

la manía del poema…

Hoja literaria de aparición virtual

Nº 35/2006





“El poeta-testigo, debe expresar lo real sin deformarlo

con los lesivos circunloquios de los recursos

literarios…ciñéndose a una economía de medios

muy estricta…”

William Carlos Williams





Poeta invitada: LAURA MALATESTA (*)





ITINERARIO DEL TIEMPO EN LA ROCA



I



CARACOL PETRIFICADO



Tu vida sucede inerte y fría

bajo todas las huellas que transitamos.



Inmemorial y añejo esperas hoy

la mano que te recoja

con curiosidad

con asombro

con sabiduría

con indiferencia,

caracol herido

en la inmortalidad

ce la roca.



Sos la arena

la savia animal

que te inmaculó

hasta mis días.

Caracol mineralizado

como una oreja hembra

como una oreja macho

del secreto mágico del universo.

Idioma acuático

hecho terrenal en la piedra.

Te fue dado el don de concentrar

ciento cincuenta millones de años

en la espina ocular de la roca.



Testigo mudo y secreto

de un fugaz encuentro:

la impronta de tu talla

y el pellejo de mis sueños.





II



PUNTA DE FLECHA



La dirección mortalmente exacta

fue desde siempre tu designio.

Pequeño triángulo solar petrificado

bajo la luna de un destino de muerte.



Y fue testigo la herida

y el animal acechado

y la sangre que humedeció tu huella

y el crepúsculo que sepultó el grito definitivo

y el brazo del aborigen y sus ojos

fueron testigos también

del último dictamen.



El viento copió tu exacto itinerario

hasta los puntos cardinales

y desde allí se trazó la historia.







ALFABETO GEOGRÁFICO




Magdalena apocalíptica sobre las estrellas del océano.

Latinoamérica.

Figura de globo medio desinflado

sobre la noche expectante de la tierra.

Grito aborigen que no pueden acallar los demonios.



Hay sangre y vida, y piedras

en tu costado indeciso de alboradas que esperan.

Gran nación que amasó con sangre su historia.

Tiempo de adviento que despertará con los pájaros

desde el vientre gris de otro paraíso.



Aureola de promesas proyectadas por los duendes.

Latinoamérica.

Te aguarda un futuro venturoso

como aguarda la vida en la semilla del surco.

No hay laureles eternos, nos mintieron.

La gloria reside en el trabajo fecundo de todos.

Así se construye la vida

entre sudor, esperanzas y proyectos,

con un verdadero desafío de honra y lealtad.

Sólo así nos convertiremos en testigos de la grandeza.

Latinoamérica.



León echado sobre el verdemar de dos océanos.

Bravura que crepita desde lo inmemorial.

Alfabeto geográfico.

Latinoamérica.



Árbol genealógico de triunfos y derrotas.

Flor cubierta que hay que descubrir

Entre los escombros y el futuro.







***



TRÍPTICO DE LA LUZ

(Poema I)



Es necesario volver a ser tierra

para recibir las promesas de la lluvia.

Ser semillas

para seguir siendo lo que fue

y ser distintos

bajo el mismo y milenario sol

de brújulas y relojes

de barro y escombros

de sal y miel

de túneles y pájaros

de trópicos y plenilunios

de ríos y sexo.



Es necesario ser árbol, savia vegetal

para formar parte del viento,

marejada

para recibir los beneficios de la luna,

grito salvaje y piedra,

larvas, mariposas del día y de la noche,

halcones y tigres,

gatos sigilosamente cósmicos,

hombres dedicados a la vida

arraigados umbilicalmente a la tierra

a través del vientre seminal del universo.






(*) Laura Malatesta: nació en San Nicolás (Buenos Aires, Argentina) en 1962. Es profesora de Castellano, Literatura y Latín, también obtuvo el profesorado de Dibujo y Pintura. Fue miembro fundadora del Grupo Literario “Disámara” y de “A.N.J.E.” (Agrupación Nicoleña de Jóvenes Escritores). Integró la Comisión Directiva de la Filial San Nicolás de la Sociedad Argentina de Escritores (S.A.D.E.) como así también fue integrante del Taller de Formación Actoral del Grupo teatral “Del Sol”. Obtuvo numerosos premios, a nivel nacional e internacional, tanto en el género narrativo como poético, y reconocimientos en proyectos educativos y culturales provinciales. Parte de su obra fue publicada en distintos diarios y revistas, como también en antologías diversas. En el año 2004, realizó una selección de su obra poética de los últimos a 20 años, para reunirla en su primer poemario titulado “Los Cristos interiores” (Yaguarón Ediciones, colección poética “Cielo en la tierra”).

6 comentarios:

cecilia maldini dijo...

Hola Laura, no sabía que tenias estos poemas publicados. Te felicito!!
Cecilia

Cristina dijo...

Hola, Laura! Qué lindo ver tus poemas en un blog, releer tus palabras y reconocer tu estilo.
Gracias por este reenvío, me encantó.
Un beso y abrazo. Cristina

pdv dijo...

Estimada amiga en la poesía, Laura:
He aquí vuestros poemas traducidos al catalán, mi lengua literaria, los cuales conozco a través de Poemanía, gentileza del compa De Vicari.

Con mis respetos.
Pere Bessó

erre dijo...

Soy la persona que mas te conoce en la vida, que conoce tus sueños y soledades, que se que nunca olvidas a tus amigos, que en cada lugar que vas trabajas con pasion por la cultura, el arte y la educacion. me emociono mucho cuando te nominaron mujeres que honran, me gusta verte escribir y hablarles a los adolescentes del arte y de la literatura con una pasion contagiosa. te quiero ♥

niño indi-go dijo...

Laura, amiga del alma, tus poesías son bellas... te dejan desnuda, sos transparente, suave, sensible ante las cosas pequeñas y eternas.
"Tus palabras son como pluma de escribiente muy ligero..."
Adelante pequeña hermana!! Gema

mariel monente dijo...

Muy bello el recorrido de tus versos. Gracias Laura!